Unos libros geniales para conocer a Pedro y Pablo

Hoy celebramos la fiesta de san Pedro y san Pablo. Dos apóstoles que dieron forma a las comunidades cristianas más primitivas.

Dos hombres con planes y visiones distintos, pero que quedaron unidos indisolublemente por el mismo fin: llevar el mensaje de Jesús, más allá de las fronteras que ellos mismos podían imaginar. Dos hombres que reflejan cada uno un modelo de conversión y de transformación radical al vivir y conocer la grandeza de la resurrección del «Maestro».

Anímate a conocer algo más sobre sus figuras y sobre lo que sus palabras siguen aportando a nuestra fe y experiencia religiosa, a través de dos autores que han llegado a conocerlos bastante bien:

  • PEDRO MIGUEL LAMET, nos presenta ‘No sé cómo amarte‘ y ‘El retrato secreto de Jesús de Nazaret‘. Dos maravillosas novelas históricas centradas en los momentos posteriores a la muerte y resurrección de Jesús. María de Magdala, Pedro y otros apóstoles van dando forma a una intrahistoria recuperada del Jesús más humano, pero también de las personas más cercanas al Maestro, que quedaron profundamente transformadas por sus palabras y obras.
  • MARÍA MARTÍNEZ-SAGRERA, nos presenta su primera gran novela, ‘La cara oculta de Pedro’. Con muy buena recreación literaria hace cobrar vida a la figura de Simón, convertido ya en el apóstol Pedro, durante los tres años de acompañamiento a Jesús a lo largo y ancho de Judea y Galilea.

Una llama de amor y fe en la noche del alma

Era menudo y bajo de estatura. Así que nadie hubiera podido imaginar que, debajo de tan insignificante apariencia, se ocultaba posiblemente el mejor poeta de la historia de nuestra literatura. Y un ser humano que alcanzó las más altas cotas de unión mística. La figura de Juan de la Cruz fascina e inquieta al mismo tiempo por sus aparentes contradicciones: poesía sensual y sublimidad angélica, santidad y cárcel infringida por sus propios hermanos, asceta sobrio y dueño de una maravillosa libertad interior.

En esta novela histórica el mercader y poeta segoviano Pedro de Valmores, despechado por celos ante el abandono de su amante Ana de Peñalosa, emprende un viaje iniciático en busca de ese fraile, que considera la causa de todos sus males.  Un relato que recrea maravillosamente las ciudades, paisajes y lugares por donde transitó san Juan de la Cruz, y también los grandes hitos, gentes, costumbres y contradicciones de la España de Felipe II. En esa búsqueda emergen las convulsiones políticas, la Inquisición, los iluminados, el papel del monarca en la reforma, los ataques de los bandoleros, la convivencia cultural con sabios sufíes y judíos, la vida cotidiana, la rivalidad entre carmelitas y las veleidades de damas de la corte. Pero, sobre todo, la fascinante biografía de san Juan de la Cruz, junto a la andariega Teresa de Jesús, narrada con amenidad y rigor histórico, con un único y omnipresente protagonista de fondo: el amor divino y humano.

En esta recreación histórica, Pedro Miguel Lamet vuelve a ha desencadenar su magia literaria, transportando al lector a toda una vida llena de encuentros, conversaciones y momentos de silencio e introspección. Y lo hace desde un amor claro hacia las fuentes literarias, especialmente hacia los Cánticos espirituales del santo carmelita, que con dulzura y armonía, se van descubriendo como los auténticos protagonistas del relato. Y así, esta novela acaba siendo una verdadera ofrenda a la belleza lírica y a la profundidad mística del pequeño fraile, cuyas palabras espirituales siguen cautivando a miles de lectores interesados en la literatura, la filosofía y el arte.

Decía el gran teólogo Karl Rahner que, si el siglo pasado fue el siglo del hombre, el actual será el siglo de Dios o no será. Pero un Dios sentido como experiencia, como búsqueda de la libertad. Esa fue la aventura de san Juan de la Cruz

Quiero comprar el libro »

¿Carcoma o verdad? Elige. Es hora de discernir

¿Lo quieres? Lo tienes. En 48 horas. Mañana. ¡Ya mismo! La vida se nos ha llenado de ofertas fáciles. Mensajes diseñados para que hagamos o compremos cosas, ideas y sueños impulsivamente. Inconscientemente. El truco está en que no tengamos que pensar mucho.

¿Sociedad de consumo? Ya lo sabemos. Lo que nos cuesta es asumir que cada día somos un poquito más líquidos. Nos dejamos llevar por la ola. O mejor, nos volvemos un poco más huecos. Esa es la metáfora que utiliza Benjamín González Buelta en su último libro. Todo ese mundo de propuestas y promesas inconsistentes son como la carcoma que se come el interior de la tabla de madera, dejando una superficie impoluta. Pero cuando la sujetas… ¡ah! Se deshace en tus manos. ¡Una vida llena de huecos!

Si entiendes la comparación, desde luego puedes comprender que muchas de tus decisiones en realidad se han movido por otros intereses que no eran precisamente los tuyos.

Bueno, ¿y ahora qué? ¿Cómo vas recuperas tu capacidad de elegir libremente?

Puede que sea el momento de que te pares a examinar tu fe en Dios. Y si crees de verdad en el mensaje liberador de Jesús, deberías ser capaz de alejar el miedo a no sentir a Dios en tu propia vida. No, no es que Dios no te hable. Es que quizás no estás dejando que se exprese en ti y en todo lo que te rodea.

Y esta es la propuesta de Benjamín. Dios está llegando a tu vida siempre de manera nueva. Se acerca con propuestas de vida verdadera que emergen en la realidad en la que te mueves. ¿Pero cómo descubrir su presencia? Con un método que exige profundidad, orden y sinceridad espiritual: el discernimiento. Concretamente el discernir “ignaciano». Y precisamente, Benjamín González Buelta, con esa sencillez, cercanía y confianza absoluta del amigo que ve y comprende tu mundo interior, es uno de sus mayores conocedores de este aspecto tan importante de la espiritualidad ignaciana. Por sus profundos estudios, y sobre todo, porque este jesuita en constante misión, ha hecho del discernimiento una auténtica forma de vida.

Y es que de eso trata el discernir. De ser capaz de estar siempre abierto a ese constante “hacer de Dios”. No para ocasiones especiales o excepcionales. Eso es un falso discernimiento. Sino para toda una vida abierta a descubrir y a crear las mejores posibilidades. Para nosotros y para otros. ¡Porque que el discernimiento se contagia fácilmente!

Carcoma o verdad. Anulación o libertad desde Dios. Dos banderas. Dos opciones.

Un libro que clarifica, que motiva y ayuda a cualquier creyente a hacer presente a Dios con las elecciones y decisiones en cualquier momento y situación. Un libro esencial para todos esos que vivimos para tender puentes, crear vínculos y construir el Reino.

QUIERO COMPRARLO »

Amar, para ver más allá

Cuando llegan estas fechas de febrero, el marketing nos golpea de lleno con anuncios y promociones de todo tipo para incitarnos a consumir un concepto materialista del AMOR.

Se nos presenta un amor lleno de estereotipos románticos y de cláusulas perfectas de atracción sexual, que necesita de objetos «regalables» a la alcance del consumidor, para sobrevivir aunque sean sólo 24 horas.

Y el caso es que el verdadero concepto del amor, ése que es verdaderamente universal y que es vivido todos los días y en todo momento por miles de millones de personas desde que el ser humano existe…, quizá es muy diferente a este amor consumista al que nos vemos arrastrados.

Puede que este San Valentín sea el mejor momento para preguntarnos y reflexionar: ¿qué es para nosotros amar y ser amado? Pues aquí tienes una hermosa y sencilla respuesta a esta pregunta, que nos deja nuestra querida autora Joan Chittister, en su libro Todo tiene su tiempo.

Ojalá pueda ayudarte a descubrir una dimensión muy distinta de un amor que nunca se podrá comprar

La fe que procesiona dentro de cada cofrade

¿Eres de los que viven intensamente el mundo de las cofradías? ¿O eres de los que sin ser cofrade observan en la calle el desfilar de las procesiones pensando que se trata solo de folclore y patrimonio cultural?

Con las cofradías, como con tantos otros aspectos de la cultura y de la sociedad, se produce una curiosa polarización. Están quienes se muestran incondicionales, y quienes las miran con una distancia que va desde la indiferencia al rechazo. Sin embargo, la realidad es que, pese a la creciente secularización, el mundo cofrade experimenta, en las últimas décadas, una vitalidad y un auge que lo convierte en el mayor movimiento asociativo de cuantos hay en nuestro país.

En ese mundo se mezclan religión, cultura, tradición, costumbre, familia, y a menudo conviven maneras muy distintas de vivir los momentos centrales de la vida cofrade. Tras las imágenes de los titulares, pasos y tronos, capirotes y túnicas, «levantás», cirios y música procesional, el mundo cofrade atesora una maravillosa riqueza espiritual.

Cuidada con pasión y mimo hasta el más mínimo detalle por los «hermanos y hermanas», esta tradición espiritual también es muy desconocida para muchos profanos. Y es en esa mezcla de valores, donde se vive una fe popular que hermana a quienes ya de por sí viven y sienten la compañía de Dios de formas diferentes en su día a día. Una fe reconciliadora. Capaz de seguir relatando una historia de amor, esperanza y justicia, que aún conmueve a quienes en la calle silenciosamente más lo necesitan.

En La procesión va por dentro, su autor, Daniel Cuesta SJ, consigue dirigirse al mismo tiempo a cofrades y a no cofrades, a partidarios y a detractores. A los primeros, para invitarles a examinar la vivencia profunda y religiosa que debería estar en el corazón de su pertenencia. A los segundos, para que no se queden en estereotipos. Y que puedan llegar a comprender la espiritualidad propia que alienta y alimenta la fe de muchos cofrades.

Apoyándose en una diversidad de testimonios y vivencias, este libro desarrolla las claves fundamentales de la espiritualidad cofrade: la vivencia comunitaria, la veneración de las imágenes y la procesión. Una fantástica guía para adentrarse en el auténtico motor de la vida cofrade. El fin en sí mismo. Lo que da sentido a cualquier devoción y procesión.

La auténtica fe que procesiona cada día dentro del alma del cofrade.

QUIERO COMPRARLO »

Cuando la fe ilumina la oscura cárcel interior

Clamando al cielo es la historia de Martín Louro. Un joven sacerdote que deberá enfrentarse al reto de liderar un programa de pastoral con un grupo de reclusos de la cárcel de Bonxe (Lugo). A pesar de sus reticencias iniciales al toparse con las realidades terribles de los criminales, pronto descubrirá que, tras los graves delitos cometidos por los hombres con los que trata, se esconden inquietudes y caracteres muy diferentes. Todo ello, unido a una complicada relación con su padre y a sus métodos poco ortodoxos como responsable del programa, lo llevarán a vivir unas experiencias que transformarán de su misión. Y también su vida.

Esta novela ambientada en el noroeste gallego -y que recorre algunos de sus lugares-, entrelaza las historias de unos personajes que huyen de los estereotipos y que se construyen a través de su pasado, de las decisiones que toman en el presente y de los intensos diálogos que surgen en las reuniones del programa.

Manel Fernández Barreiro ha manejado con maestría el realismo más humano. Los relatos de las vidas con las que se encuentra el joven Martín, no han ocurrido –ni siquiera están basado en hechos reales-, pero sí son muy realistas. Cien por cien veraces. Asesinato, venganza, abusos sexuales, explotación laboral o corrupción, son realidades criminales que se presentan sin tapujos, mediante unos protagonistas cimentados y desarrollados con mucha profundidad. Historias que marcarán la visión del protagonista, sobre las realidades con las que se topa en las reuniones. Una crudeza que impacta y sobrecoge en los pequeños detalles, mostrándonos la cara más oscura del ser humano. Así, el autor desarma todos nuestros prejuicios para abrir la puerta a la intimidad de cada personaje. Para encontrar allí un nuevo espacio lleno de luz,  con nuevas experiencias de arrepentimiento, de lucha contra las propias tentaciones, de auténtica compasión, perdón… y de fe.

Porque si de algo habla esta historia es de la fe. En este ambiente de oscuridad, aparece para intentar sacar lo mejor del ser humano o, al menos, para tratar de dar un poco de luz a unas vidas que parecen condenadas al desconsuelo. La fe es la llama en la oscuridad de la cárcel interior y exterior. Y también esa venda que cubre la herida en el alma de quienes con sus errores y terribles pecados hicieron «clamar al cielo».

Sin duda, una poderosa y necesaria historia de fe en nuestros días que te emocionará y te mantendrá en vilo hasta el final.

QUIERO COMPRARLO »