Tecnología para profesores un poco piratas

Cuando la monotonía entra por la puerta del aula, el interés y la atención de tus alumnos sale por la ventana. Nada impacta en las mentes ni en los corazones. Y como la memorización compulsiva de contenidos que hay que aprender o porque entran en el examen tiene los pies de barro, los aprendizajes se olvidan con bastante facilidad.

Usa las TIC como un PIRATA ayuda a encontrar las herramientas, ideas y la inspiración para que los educadores utilicen la tecnología como un «mapa del tesoro» que lleva a un aprendizaje increíble. Pero no siempre es fácil trabajar con ellas. Algunos profesores, esto de las TIC lo perciben como una novedad poco eficaz y fácilmente caen en el escepticismo. Otros están tan confundidos que no saben ni por donde empezar a trabajar. Muchos sienten que no tienen la suficiente capacidad creativa como para trabajar con ellas. Y luego están los que sencillamente se han desfondado, han perdido la ilusión o incluso han tenido malas experiencias: los profesores quemados.

En este libro Matt Miller ofrece soluciones muy prácticas para hacer que la tecnología sea una ayuda y no un obstáculo para los profesores. Y lo hace sabiendo de lo que habla. Miller es todo un referente del sector educativo estadounidense. Lleva más de 10 años usando las TIC en las aulas donde enseña español y se ha especializado como formador y comunicador de estrategias de innovación pedagógica a través de cursos, podcasts, vídeos en YouTube, publicaciones en las redes sociales y en su blog Ditch That Textbook.
Estas páginas ofrecen respuestas y consejos para todos estos profesores, presentando principios y estrategias flexibles, que cada educador puede adaptar. Y todo, utilizando medios de bajo o nulo coste que potencien la participación de los alumnos. Miller aporta un montón de ejemplos e ideas para crear geniales experiencias educativas  con distintas aplicaciones móviles y redes sociales como las Stories de Instagram, los Snappables de Snapchat, Twitter o TikTok. También dedica un importante y divertido capítulo al desarrollo de vídeos como una herramienta muy útil para la pizarra, pero también como actividad para los alumnos. Y no se olvida de la gamificación en el aula, haciendo un completo repaso a distintos juegos digitales de repetición, interacción, resolución de problemas o repaso.

Como ves, es toda una «caja de herramientas» accesible y estimulante para innovar y hacer tus clases más participativas. Y sobre todo, encontrarás muchísimos ejemplos prácticos  para usar de inmediato o adaptar a tu clase, basados en la investigación, las mejores prácticas y una pedagogía sólida.
Es un libro para aprender con bravuconería, aventuramente y recurriendo a mil aventuras que puede ayudar muchísimo a orientarse, organizarse y motivarse más y mejor en el aula. Está claro: ¡no hace falta que seas un genio de la tecnología, solo que estés dispuesto a intentarlo!

 

VER MÁS SOBRE EL LIBRO»

Poner las cosas en orden ¡Por fin!

Para el cardenal Martini, «poner las cosas en orden» significa buscar la maraña de la madeja que el destino pone en nuestro presente. En la maraña de deberes que hay que afrontar. De pruebas que hay que superar. De esperanzas que hay que cultivar.
Poner las cosas en orden también significa escuchar la voz interior que puede ayudar a poner en perspectiva las necesidades y los deseos, los afectos y las relaciones.

Este libro propone un itinerario espiritual accesible y sencillo, que invita a encontrar ciertas actitudes indispensables para devolver el sentido al sinsentido de nuestra vida caótica y apresurada. Se trata de uno de los libros más apreciados del cardenal Martini. Y también de los más leídos y traducidos. Y es también particularmente único en la producción literaria del jesuita. Sus páginas representan el regreso de Martini al texto literal de san Ignacio tras varias décadas experimentando muy exitosamente la meditación del Evangelio, la Biblia y sus personajes siguiendo la dinámica de los Ejercicios ignacianos.
El libro tomó forma con las meditaciones de una tanda de Ejercicios, centrada en la primera y segunda semana, que dirigió a los obispos de Lombardía en marzo de 1992. Y desde entonces ha pasado por varias reediciones, revisiones y ampliaciones hasta la muerte del autor. La edición actual cuenta además con un exquisito prólogo a cargo de Carlo Casalone, SJ, que ayuda bastante a contextualizar la propuesta vivencial de Martini y a comprender mejor su trayectoria uniendo sus dos grandes pasiones meditativas: los Ejercicios Espirituales y la Biblia.

En este libro, Martini lanza al lector una invitación a desgranar concienzudamente las anotaciones y textos de Ignacio para limpiar y liberar mente y corazón de los afectos desordenados, «con libertad de corazón y mentalidad evangélica». Excavando en la arquitectura ignaciana, el cardenal desciende hasta los mismos cimientos con la pasión de un experimentado arqueólogo de las palabras. Y allí es donde se encuentran los sentidos primeros de los Ejercicios: poner orden en el alma -ascetismo- para poder experimentar directamente el abrazo del misterio de Dios -mística-.
Este libro trata de profundizar en el primer ejercicio espiritual ignaciano, que supone la puesta a punto del alma -o del interior de cada ejercitante-, para llevar a cabo una elección significativa de la vida abierta a Dios.

Se trata de un libro inspirador, muy útil -y quizá necesario- para recomponer las piezas del alma rotas, desgastadas y caídas en el desorden del día a día. Martini no defrauda y de nuevo ofrece una lectura llena de hondura. Pero también es un camino fácil de seguir para quienes ya se han abierto a la experiencia del ejercicio espiritual.

Lee las primeras páginas del libro

En camino con Ignacio, las claves del Padre General para una conversión en el siglo XXI

El Año Ignaciano (20 de mayo 2021-31 de julio 2022) contiene un sentido que el Grupo de Comunicación Loyola recoge en el libro del padre General de la Compañía de Jesús  Arturo Sosa: En camino con Ignacio. Un documento excepcional para un tiempo excepcional. Largas conversaciones entre el jesuita venezolano y el periodista español Darío Menor para celebrar el Año Ignaciano, ‘Ignatius 500’. Y en ellas comparte sus reflexiones en torno al mundo de hoy, la Iglesia y la orden jesuita e invita a mirar la verdad de estas realidades con ojos nuevos. “La contemplación del proceso que llevó a Ignacio de Loyola a transformar completamente su mirada y su vida puede servirnos de instrumento para examinar si nuestros procesos de conversión personal, comunitaria e institucional nos están abriendo a la novedad de un futuro lleno de esperanza”, dice Sosa.

Este proyecto editorial nace para dar la profundidad y el sentido actual a la conversión experimentada por el fundador de la Compañía de Jesús hace 500 años. Entonces, durante la batalla de Pamplona, fue herido por una bala de piedra en la pierna el 20 de mayo de 1621. A partir de ese momento, Ignacio vio truncado el sueño que tenía para sí mismo y descubrió un futuro diferente. Construyó un nuevo sueño conectando consigo mismo de manera más profunda. En este 2021 es el padre General quien invita a dar la oportunidad a un nuevo sueño para el mundo de hoy, para la Iglesia y para la misma Compañía de Jesús, orientada por las Preferencias Apostólicas Universales.

A lo largo del libro reflexiona sobre la verdad que cierne a las diversas realidades descubriendo una mirada nueva que abra paso a la conversión. Volver a encontrar a Dios en todas las cosas y ayudar a otros a encontrar a Dios, como Ignacio lo hizo; caminar con los pobres puede ayudarnos a descubrir una nueva vida con y para ellos; alimentar y compartir los sueños de los jóvenes como oportunidad de conversión y nuevos comienzos; o escuchar el grito de la tierra puede liberarnos a nosotros y a los demás.

“El objetivo de este proceso, que no resulta fácil, es salir mejorado y con el centro ya no puesto en uno mismo, sino en los demás. Se trata de algo muy necesario en un período como el actual, aquejado en buena parte del mundo por el individualismo y la autorreferencialidad”, apunta Menor.

El libro, cuyo prólogo está firmado por la hermana Jolanta Kafka RMI, presidenta de la Unión Internacional de Superioras Generales, contiene 11 capítulos, una pequeña introducción del padre General y una reflexión final del periodista. Cada capítulo finaliza con preguntas para la reflexión personal, comunitaria y apostólica. Una reflexión dirigida a jesuitas, colaboradores de la misión, familia ignaciana, miembros de las comunidades de Vida Cristiana, jóvenes y quienes deseen compartir ese sueño al estilo ignaciano.

El texto se publica en castellano por el Grupo de Comunicación Loyola (GCL), bajo el sello de Sal Terrae, y otras editoriales colaboradoras en otros ocho idiomas: inglés, francés, polaco, portugués, italiano, alemán, árabe y neerlandés.

Reflexión de Darío Menor

El libro es fruto de 24 horas de entrevista espaciadas en 11 encuentros. Un tiempo dedicado en plena pandemia que dio la oportunidad de lanzar 270 preguntas sobre lo divino y lo humano. Al finalizar, el reto inmenso para el periodista fue acercar el pensamiento del 31 superior general de la Compañía de Jesús y ofrecer su constructivo análisis sobre las grandes crisis que sufre hoy la humanidad.: las consecuencias de la pandemia, la emergencia medioambiental provocada por un sistema socioeconómico injusto que provoca pobreza, desigualdad y marginación.

“El libro expone cómo los jesuitas tratan de responder al grito de los refugiados, migrantes y otros colectivos vulnerables al tiempo que intentan propiciar un cambio a través de la educación. Con ella promocionan el liderazgo, la audacia y la dimensión política de las personas, elementos determinantes para lograr hoy la verdadera conversión personal y social”, cierra el autor en su reflexión.

Arturo Sosa SJ. (Caracas, 1948). Estudió en el colegio de San Ignacio. Los hermanos jesuitas que conoció durante sus estudios lo impresionaron, y comenzó a plantearse la vocación. Ingresó en el noviciado con 17 años de edad, en 1966. Sentía el deseo apasionado de mejorar su país, por lo que después de la formación filosófica y teológica se doctoró en Ciencias Políticas en la Universidad Central de Venezuela. En 1975, durante sus estudios en Roma, conoció al padre Pedro Arrupe (el entonces General de los jesuitas) y quedó fascinado por él. Después de haber sido ordenado al sacerdocio en 1977, el padre Sosa se convirtió en el coordinador provincial para el apostolado social. Fue elegido Superior General de la Compañía de Jesús el 14 de octubre de 2016.

Darío Menor (Murcia, 1982) es periodista. Vive en Roma desde 2007, donde trabaja como corresponsal del diario El Correo y otros medios españoles, entre ellos la revista Vida Nueva. En la Ciudad Eterna informa sobre la actualidad italiana y vaticana, lo que le ha llevado a acompañar a Benedicto XVI, primero, y a Francisco, después, en decenas de viajes internacionales.

 

 

¿Por qué Dios? ¿Y por qué no?

¿Qué es la religión? ¿Para qué existe? ¿Por qué nos atrae tanto?

Si estas tres preguntas te inquietan -aunque sea un poco-, te animamos a conocer este libro del prestigioso sociólogo, Rodney Stark. En ¿Por qué Dios? este grandísimo investigador de talla internacional quiere ofrecer una teoría mucho más amplia y actualizada sobre el fenómeno religioso. Y lo hace desde un planteamiento muy rupturista con los modelos y teorías que han dominado durante décadas el estudio de la fenomenología de las religiones.

La columna vertebral del libro es una contundente refutación a muchos sociólogos y teólogos, que han visto en la religión un sistema de pensamiento exclusivamente relativo al sentido de la vida. En esa línea, el dios o los dioses, sobrarían en la ecuación. Su existencia y sentido en las religiones sería más bien figurado. Como una máscara que tapa otros comportamientos no religiosos. Religiones ateas. Sin Dios. Stark se revela contra esa visión que entiende que ha fracasado. No solo por el injusto trato al fenómeno ancestral de las divinidades, sino también por el planteamiento irracional que se hace de todo el comportamiento religioso, que por ejemplo, presupone que los creyentes ofrecen sus oraciones a un cielo vacío. A lo que se une la confusión generada por no poder distinguir las religiones propiamente dichas, de los fenómenos no religiosos o incluso de las teorías antirreligiosas. Todo sería equivocadamente religioso.

Para Stark, las religiones son más bien sistemas de pensamiento basados fundamentalmente en la creencia en seres sobrenaturales conscientes. Un fenómeno que se rastrea desde las religiones primitivas hasta las creencias de hoy en día. Y en ellas hay un acceso a la experiencia de lo sobrenatural o trascendente en forma de lo que él llama «recompensas»: vida eterna, milagros, auténtica relación con Dios, salvación, perdón de los pecados… A partir de ahí, el autor se implica en debates muy interesantes y alguna vez polémicos sobre la profundidad del fenómeno religioso: el origen del ateísmo, los elementos de la fe, el desarrollo del monoteísmo, el descubrimiento del pecado, las causas de la hostilidad y del conflicto religioso o el papel de las revelaciones. Todo ello, ofreciendo una estructura muy científica y didáctica con proposiciones y definiciones claras y sencillas y explicaciones y refutaciones a otros planteamientos muy bien documentados.

La verdad es que el propio autor reconoce que no tiene la explicación última de los fenómenos religiosos. Se trata de una teoría, o mejor, de su última mejor teoría para explicar las religiones. De hecho, Stark lanza un reto a pensar y a refutar sus planteamientos con la misma meticulosidad, perspectiva y apertura de pensamiento que él ha utilizado, enfrentándose incluso a sus propios vacíos, errores y cambios de opinión.

Los esfuerzos de Rodney Stark han dado su fruto en una guía estupenda para entender la profundidad de la religión y de la relación humana que se establece con ella. Pero más aún, este libro actúa como un telescopio que apunta a un universo interior infinito donde la mente y el corazón juegan a encajar palabras, ideas y sentimientos, tratando de encontrar respuesta a la pregunta de… ¿por qué Dios?

Ignatius 500, la relectura de la conversión de Ignacio en el siglo XXI

Ignatius 500 es una invitación universal a contemplar la vida de Ignacio de Loyola hace 500 años y descubrir todo lo que de amor, misericordia y esperanza nació a raíz de su conversión.  Nada volvió a ser igual cuando una herida de bala le destrozó la pierna derecha. Era el 20 de mayo de 1521. Durante su convalecencia la lectura de la vida de los santos y la vida de Cristo le iluminó en lo más profundo de su ser. Y de señor de fama y fortuna se convirtió en peregrino de Dios. Cambió su historia. Cambió la historia de muchos hombres y mujeres y cambió la historia de la Iglesia. El Grupo de Comunicación Loyola también se ha sentido llamada a sumar su luz a esta celebración: con la creatividad del siglo XXI y con lecturas que iluminen este tiempo ignaciano que comienza el 20 de mayo. Desde la oficina SJDigital se ha desarrollado la web, la futura tienda y toda la imagen corporativa, incluidas las ilustraciones y cartelería (excepto el logo), y se gestiona el material de merchandising de este Ignatius 500.  También ha sumado nuevos títulos para releer la inspiración y la gracia de la gran historia de Ignacio y de tantas personas en el mundo que han seguido su camino. Hacerse eco de cada una de ellas es una invitación a releer la propia vida y dar oportunidad a la transformación.

El primer libro con el sello conmemorativo impreso en la solapa es de la colección Manresa, escrito por Cristian Peralta, SJ, Elegir en tiempos de incertidumbre. Decidir ignacianamente en la cultura contemporánea. Arranca, pues, la apuesta del GCL por seguir el sueño de Ignacio de Loyola en este siglo XXI. Con la celebración a las puertas, Vida de Ignacio de Loyola de Juan Alfonso de Polanco SJ, publicado por Manresa, se sumerge de lleno en el aniversario con esta biografía que custodia alma e historia de la Compañía de Jesús, traducida por el hispanista Eduardo Javier Alonso Romo (1969-2014).

Continúan las propuestas editoriales este mes de abril dando los mismos pasos y haciendo el mismo recorrido del peregrinaje del propio Ignacio de Loyola. La reconstrucción del trayecto entre Loyola-Azpeitia a Manresa-Barcelona (700 kilómetros a pie) es relatada por José Luis Iriberri SJ en Buscando al Peregrino: El Camino Ignaciano. El sendero entre la naturaleza, que atraviesa pueblos, lugares de culto, insignes monumentos y espacios ignacianos invita a sentirse peregrino, que busca encontrarse consigo mismo y conectar con el mundo.

El GCL se reserva dos títulos para mayo, cuando el 20 de ese mes se celebra solemnemente la apertura del Año Ignaciano. El impulso editorial fuerte y esencial llegará con El camino con Ignacio, Arturo Sosa SJ en conversación con Darío Menor. Un diálogo abierto a dar una oportunidad a un nuevo sueño para el mundo de hoy, para la iglesia, para la misma Compañía de Jesús, orientada por las Preferencias Apostólicas Universales.

En mayo también sale a la luz el libro de María Pilar Bona y Manuel Romero, ilustrador, Ignacio de Loyola: por fuera y por dentro. Para que los niños vivan la historia de la conversión  a través del lenguaje cercano y visual. 

Bajo el sello Ignatius 500 esperan otros títulos, de momento. Para junio, José Luis Iriberri, SJ con Salir de lo ordinario. La experiencia del Camino Ignaciano. Y para julio, dentro de la colección Manresa: Psicología y Ejercicios Espirituales. Sentir y conocer las varias mociones [Ej 313] de José García de Castro, SJ – María Prieto – Ana García-Mina (eds.).

El Grupo de Comunicación Loyola continúa su misión de hacerse eco del pasado, presente y futuro de una conversión viva durante 500 años.

 

 

 

San José, el padre que habita en el silencio

Que la boca hable de aquello de lo que está lleno el corazón. Mateos 12,34

Una invitación universal expresada por el papa Francisco en su carta apostólica Patris Corde -Con corazón de padre-. Su dedicación este 2021 a san José ha propiciado que muchas voces y muchas miradas conduzcan hasta él. Hasta su silencio y hasta su corazón. Para Francisco, el deseo de iluminar la vida del padre de Jesús, protagonista silencioso en solo dos evangelios – Mateo y Lucas- es fruto de un tiempo duro como el de la pandemia. La experiencia universal en medio de la crisis ha revelado que «nuestras vidas están tejidas y sostenidas por personas comunes —corrientemente olvidadas— que no aparecen en portadas de diarios y de revistas, ni en las grandes pasarelas del último show pero, sin lugar a dudas, están escribiendo hoy los acontecimientos decisivos de nuestra historia: médicos, enfermeros y enfermeras, encargados de reponer los productos en los supermercados, limpiadoras, cuidadoras, transportistas, fuerzas de seguridad, voluntarios, sacerdotes, religiosas y tantos pero tantos otros que comprendieron que nadie se salva solo. […]

Reconocía con sus palabras la valiosa labor de muchas personas que cada día demuestran paciencia e infunden esperanza. Cuidándose de no sembrar pánico sino corresponsabilidad. Cuántos padres, madres, abuelos y abuelas, docentes muestran a nuestros niños, con gestos pequeños y cotidianos, cómo enfrentar y transitar una crisis readaptando rutinas, levantando miradas e impulsando la oración» Como san José, «el hombre que pasa desapercibido, el hombre de la presencia diaria, discreta y oculta». Y sin embargo, el suyo es «un protagonismo sin igual en la historia de la salvación».

Primera mirada ofrecida por el Grupo de Comunicación Loyola y que ha presentado a San José trabajador, esposo, padre y educador…Leonardo Boff en su libro San José, padre de Jesús en una sociedad sin padre ilumina las cuestiones actuales de la familia y de la figura del padre. El prólogo, de Paulo Coelho, expresa con estas bonitas palabras cómo el autor habla del padre de Jesús: «Me complazco en la idea de que la mesa en la que Jesús consagró el pan y el vino habría sido hecha por José, porque allí habría quedado impresa la huella de la mano de un carpintero anónimo que se ganaba la vida con el sudor de su rostro y, precisamente por ello, permitía que los milagros se manifestaran».

La siguiente voz es de mujer, Margarita Saldaña, y su mirada femenina conduce a lo más profundo de san José. Los ojos de las entrañas, subtitula. Desde las entrañas porque su silencio evoca el misterio sobre el que se alza su hijo, Jesús. Un relato que acerca la figura desde todo su ser. Desde su silencio profundo.

El silencio es el padre de la Palabra. En Nazaret hay solamente tres personas muy pobres que sencillamente se aman. Son aquellos que van a cambiar el rostro de la Tierra. Paul Claudel.